Ya hablamos sobre la importancia de disponer de la tecnología adecuada para que los empleados de una empresa puedan trabajar a distancia sin que su productividad (y la de la propia empresa) se vea afectada. Es más, vimos cómo el teletrabajo puede mejorar la productividad de las compañías.  Un 27% de ellas ya apuesta por este modelo laboral en España, según los datos del Instituto Nacional de Estadística (INE). Ahora vamos a ver en detalle qué ahorro de costes consigue una empresa al implementar el teletrabajo y las herramientas tecnológicas asociadas.

Doble ahorro: teletrabajo y tecnología

La reducción de costes proviene de dos ámbitos: el primero por el teletrabajo como modelo laboral y el segundo por la tecnología utilizada para implementarlo.

Partimos de la base de que en el mercado español no existen empresas con un modelo 100% teletrabajo como el caso de InVision. Lo habitual es encontrarse con empleados dedicando un porcentaje determinado de sus jornadas laborales trabajando fuera de la sede corporativa. En esta línea, un reciente estudio de la consultora Kaizen Institute afirma que el teletrabajo supone un ahorro para las empresas de hasta un 30% en costes de infraestructura.

El principal factor que contribuye a esa reducción de los gastos es que deja de ser necesario que la oficina sea tan grande como para albergar a todos los empleados, lo que implica una reducción del gasto del alquiler y del consumo energético del inmueble. Pero la empresa no es la única beneficiada: los trabajadores evitan desplazarse por la ciudad en horas punta reduciendo la emisión de gases si lo hacen con vehículo propio (contribuyendo al medio ambiente) y recuperan tiempo para su conciliación familiar.

Otro factor determinante para ahorrar costes es la tecnología utilizada para que el trabajo desde casa u otro lugar sea posible. En sentido, los servicios en la nube son los que garantizan una mayor reducción de los costes. ¿Cómo? Muy sencillo: para que cualquier empleado de una compañía ejecute aplicaciones desde “la nube” solo necesita un dispositivo conectado a internet. Atrás quedan las antiguas infraestructuras tecnológicas de las empresas, obligadas a comprar y realizar el mantenimiento de hardware que se volvía rápidamente obsoleto. Con las soluciones servidas desde la nube solo se paga por lo que se consume. El proveedor de servicios es siempre el encargado de que el sistema informático funcione a pleno rendimiento.

X UCom te ayuda a reducir gastos

En X by Orange ofrecemos servicios en la nube para las empresas con el objetivo de ayudarles a reducir sus costes al mismo tiempo que disfrutan de soluciones digitales hasta hace poco solo accesibles para las grandes corporaciones.

En concreto, X UCom es una centralita virtual con herramientas de trabajo en equipo que unificará todas las comunicaciones de tu organización y ayudará a implantar el teletrabajo de una forma sencilla y efectiva.  Al ser una plataforma en la nube no incurrirás en gastos de infraestructura TI, costes de instalación, mantenimiento de centralitas y los derivados por los desplazamientos de los empleados.

¡Adelante! Te ofrecemos una prueba gratis de X UCom durante 15 días sin compromiso de permanencia ni penalizaciones.